Señoras y damicelas aqui les comparto mi experiEncia con el rezo de la Red Rubi.

Desde la primera Luna Nueva todo en nuestro rezo empezó a cambiar, cambiaron las mujeres que se sentaron a rezar, cambió el ritmo del rezo, fueron cambiando los mandalas y los altares, y cambió para siempre nuestro sentir en relacion a la Luna Nueva.

 

Ahora que hemos pasado ya por 2 ciclos, nos toma casi por sorpresa iniciar con el fuego, y lo digo sin verguenza… siendo portadora de fuego, sahumadora de las danzas y segun yo “Mujer de Fuego” he de admitir que cada ciclo solo me recuerda que no conozco ni el 1% de cada elemento en mi misma. Este ciclo viene fuerte, me ha movido emociones que pensé habia sanado hace mucho, me ha permitido soltar un llanto que venia desde lo mas profundo de mi ser de mujer, amante, hija, hermana, madre.

Este ciclo de fuego que recien iniciamos, no lo siento como nuevo, siento como si esto ya lo hubieramos hecho antes… se han activado sueños muy reveladores, sentires muy diferentes, cualquier concepto o literatura que hayamos leido sobre las fases lunares ya estan obsoletas, ya no nos sirven, ya la luna creciente no nos aporta “esperanza”, ya la luna llena no nos aporta “plenitud”, ya menguar dejó de ser “doloroso” y ya la luna nueva dejó de ser un misterio, pareciera como si todo el ciclo se hubiera ordenado de una forma que no conociamos, pero que estamos abiertas a conocer y a interiorizar.

Nunca me voy a arrepentir de haberme sentado la primera luna nueva, ni de haber escuchado el llamado de nuestra amiga, compañera y Abuela Marta… quien definitivamente (aunque ni ella misma lo supiera) intuia que algo iba a cambiar para siempre.Gracias a Samari y a Marta, y a todos los nodos xq cada luna somos UNA. UNA REALMENTE.

Un abrazo fuerte.

kATICA
RED RUBÍ COSTA RICA

Quiero darle las gracias

Hoy fue una experiencia sanadora y ustedes terminaron de acompañarme…me desvele y sentí meditar sobre todo perdonándome, por no haber querido y muchas cosas mas, y buscando encontré la meditación con las abuelas y con nuestra parte masculina, eso termino de completar mi sanación, gracias por brindarme tanto amor.
Yo mujer sufrí dos veces abuso, y ahora sane ese cuerpo maltratado ..Bendiciones.

Espero tener el honor de transmitir lo poquito que aprendí a toda aquella mujer,hombre que lo necesite.

Beatriz.

Mensaje

Amadas hermanas, este viaje al norte de España indicado por los espíritus de Red Rubí nos ha llevado a la cadena de Dólmenes y Ruinas Castrexas de las antiguas habitantes de esta parte de la tierra, las originales ancianas que moran como guardianas en estos radiadores de energía nos ayudaran a incorporar la Frecuencia Rubí y sus códigos para poder ser canales transmisoras de su amor y curación para el género y para todo lo femenino sobre la tierra.

Conexión con el lado paterno de nuestra Sangre.
Ancestros Europeos pre galaicos y célticos.
en Breve más información :)!!
Samarí Luz.